Cupcakes de limón y frambuesas

Cupcakes de limón y frambuesas, un clásico entre los clásicos, y tienen su puesto bien ganado.

cupcake de limón y frambuesas

Creo… muy seriamente… que es la foto mas bonita que he sacado hasta ahora… ¿No os parece?

En serio… jo… me lo volvería a comer 🙂

El bizcocho también es un clásico, y muchas personas reconocerán la receta, es tan clásica que no se quien inventó esta delicia.

Cupcakes de limón y frambuesas

El bizcocho tiene un intenso sabor a limón, que no lleva ni relleno ni almíbar, yo creo que no lo necesita. Si vas a hacer los cupcakes de un día para otro, si, deberías ponerles un poco de almíbar para que no se resequen.
El almíbar se añade a los cupcakes recién sacados del horno, para así sellar la superficie. La receta que yo utilizo es muy básica, pero muy efectiva. Exprimes un limón, y pones en una cazuela la misma cantidad de zumo, que de azúcar, la misma cantidad en volumen. Lo llevas a ebullición, y cuando veas que se ha disuelto el azúcar lo apagas y lo dejas enfriar. Cuando saques los cupcakes del horno, con un pincel pones el almíbar en la superficie del bizcochito y esperas a que se enfríen por completo antes de decorar.

La crema es muy suave, y con mucho sabor a queso y limón. El queso, que no sea de los que tienen un sabor añadido, mejor simplemente queso. Queso, mantequilla, mucha ralladura de limón y azúcar (de esta menos).
Para que la mantequilla, no sepa tanto a mantequilla (suena raro, pero me entendéis ¿verdad?), se tiene que batir mucho, y que cambie de color, se va a blanquear y esponjar. Para esto hay que batir y batir.

El azúcar va mucho en gustos. Es cierto que se suele utilizar para dar consistencia al fronsting o crema, pero yo, personalmente, creo que algunas recetas llevan una cantidad industrial de azúcar, que luego se intenta regular el dulzor con sal, pero para mi no son agradables al paladar.

En esta receta es fácil regular el dulzor, con la humedad del queso, el azúcar glas se disuelve bien, aunque añadas un poco más, casi al final de la receta.

Cupcakes de limón y frambuesas

Ya sólo queda la receta de estos deliciosos cupcakes de limón y frambuesas.

Cupcakes de limón y frambuesas

Cupcakes de limón y frambuesas, un clásico entre los clásicos. Siempre quedarás bien con ellos.
Course Postre
Servings 12
Autor Natalia

Ingredientes

Ingredientes para el bizcocho:

  • 200 gr de mantequilla a temperatura ambiente.
  • 200 gr de azúcar blanquilla.
  • Una pizca de sal.
  • La ralladura de dos limones.
  • 4 huevos medianos a temperatura ambiente.
  • 200 gr de harina con levadura.
  • Una cajita de frambuesas.

Ingredientes para el glaseado:

  • 300 gr de queso crema.
  • 200 gr de mantequilla a temperatura ambiente.
  • 300-350 de azúcar glas tamizada.
  • Ralladura de dos limones.

Instrucciones

Preparación del glaseado:

  1. Ponemos el queso crema en un cuenco y lo batimos hasta que esté suave.
  2. En otro cuenco  ponemos la mantequilla, el azúcar y la ralladura de limón, y batimos hasta que la preparación blanquee y esté esponjosa.
  3. Añadimos poco a poco el queso batiendo a velocidad media alta hasta que esté incorporado.
  4. He puesto una diferencia de 50 gr de azúcar glas, porque va a depender de lo dulce que te guste. Yo personalmente no me gusta tanto azúcar, pero va mucho en gusto. Cuando se esté incorporando el queso prueba un poco el glaseado, si lo crees conveniente añade un poco de azúcar. Con la humedad del queso, no tendrás problemas, se disuelve bien.
  5. Una vez que esta bien integrado el queso, pon en una manga pastelera la mezcla y deja en el frigorífico el glaseado, para que coja cosistencia. Ah! que no se te olvide poner la boquilla antes de meter el glaseado en la manga. En este cupcake utilicé la 6B.

Preparación del bizcocho de los cupcakes:

  1. Lo primero es precalentar el horno a 175ºC, y preparamos la bandeja con las capsulas de los cupcakes.
  2. Ponemos en un cuenco la mantequilla, el azúcar, la sal, y la ralladura de limón. Batimos hasta que la mezcla esté pálida y esponjosa.
  3. Batimos ligeramente los huevos en otro cuenco y los vertemos despacio sobre la mezcla de mantequilla sin dejar de batir. Puede que la preparación empiece a separarse, como que se corta, no pasa nada, dejamos de añadir huevo e incorporamos un par de cucharadas de harina sin dejar de batir, la masa se volverá a ligar.
  4. Cuando esté completamente integrado el huevo, tamizamos la harina por encima de la mezcla, y la incorporamos de forma suave, mejor con una espátula.
  5. Repartimos la masa entre las capsulas, ya sabes, no llenar mas de 2/3 de capsula, y ponemos 2 o 3 frambuesas en cada cupcake, encima de la masa.
  6. Horneamos unos 15 minutos. Para saber si el cupcake está en su punto, introduce un palillo, y si sale limpio, está, o puedes tocar la superficie, si al retirar el dedo la masa vuelve a su sitio, el cupcake ya está cocido.
  7. Una vez horneados, los sacamos y dejamos enfriar en la bandeja unos cuatro minutos, y luego los pasamos a la rejilla para que enfríen completamente.
  8. Cuando tengamos completamente fríos los cupcakes, sólo queda decorarlos.
Con la manga llena del glaseado y provista de la boquilla 6B, ponemos la manga pastelera de forma perpendicular al cupcake, y apretando de forma suave pero constante, movemos la manga de derecha a izquierda y del centro hacia fuera. Cuando llegamos al borde, seguimos presionando y montando por encima de lo anterior y mas hacia dentro, formando una montañita. En la primera foto creo que se ve bien. Luego sólo nos queda poner la frambuesa encima, de forma decorativa.

Notas

  • Los conservaremos en un recipiente hermético en el frigorífico (por el queso) y los sacaremos 30 minutos antes de servirlos, para que adquieran la temperatura ambiente. El frigorífico hará que la crema y bizcocho se endurezcan, por eso necesitan un tiempo para coger la temperatura ideal.
  • ¿Te gustaría ver alguna receta en especial en el blog? ¡Cuéntamelo!

Invitar a alguien, cafecito y a probarlos 🙂 .

¡¡Feliz día!!

Deja un comentario

Calificación





*