Go Back

Mielitos con queso y nueces para San Valentín

Los clásicos mielitos, pero rellenos de queso, y con pedacitos de nueces caramelizadas por encima.

Plato Dessert
Tiempo de preparación 20 minutos
Tiempo de cocción 20 minutos
Tiempo total 40 minutos
Raciones 4
Autor Natalia

Ingredientes

  • 1 lámina de hojaldre rectangular.
  • 1 huevo M.
  • 250 gr de miel.
  • 250 gr de azúcar.
  • 150 gr de agua.
  • 4 cucharadas de queso de untar.
  • 5 nueces peladas y troceadas.
  • 4 cucharadas de azúcar.
  • 1 cucharada de agua.

Elaboración paso a paso

  1. Preparamos una bandeja de horno con papel de hornear. Reservamos y ponemos a precalentar el horno a 200ºC.

  2. Estiramos la lámina de hojaldre, y hacemos 12 corazones con el cortador grande (o los que nos quepan). Y en 8 de estos, utilizamos otro cortador con forma de corazón de tamaño menor, para formar un hueco en el centro.

  3. Formamos los mielitos directamente en la bandeja que tenemos preparada.
    Batimos el huevo, y pincelamos uno de los corazones completos, ponemos uno de los que llevan el corazón en el centro, apretamos un poquito. Volvemos a pincelar y pegamos otro igual, pincelamos la superficie. Repetimos hasta que se acaben. Horneamos unos 20 minutos o hasta que el hojaldre esté doradito. Una vez sacados, los dejamos enfriar en una rejilla.

  4. Preparamos la mezcla de miel para bañarlos (si lo hacemos mientras hornean, mejor).
    En una cazuela ponemos la miel, el azúcar y los 150gr de agua. Removemos para mezclar y lo llevamos a ebullición. Dejamos que hierva unos 5 minutos, hasta conseguir una mezcla un poco densa.

  5. Cuando los hojaldres estén templados, los meteremos en esta mezcla, dos o tres minutos por cada lado, que empapen bien, y los pasamos a una rejilla, para que escurra el exceso de miel. Si podemos, los dejaremos 3 o 4 horas, o de un día para otro.

  6. Rellenamos con el queso. Batimos un poco el queso, lo justo para que deje de estar compacto, y rellenamos el corazón central, con ayuda de una cucharilla.

  7. Preparamos las nueces caramelizadas. En una sartén al fuego, ponemos las cuatro cucharadas de azúcar, y la de agua, removemos y dejamos que se forme un caramelo dorado claro. Una vez se haya formado, añadimos las nueces troceadas y removemos para que se mezclen. Lo pasamos a una bandeja con papel de horno y estiramos lo que podamos la preparación. Lo dejamos enfriar. 
    Una vez frío, lo partimos en trocitos y espolvoreamos los mielitos con queso, por encima.

  8. Para terminar, añadimos un poco del almíbar de miel que nos ha sobrado de bañarlos por encima. Y listos para comer.

Notas de la Receta

  • ¿Te gustaría alguna receta en especial? Cuéntamelo.