BOMBONES HELADOS DE FRAMBUESA AMARILLA

Bombones helados de frambuesa amarilla.

Bombones helados de frambuesa amarilla

Tengo un frambueso amarillo, no sé si se llama así, pero me gusta como suena.
En realidad tengo tres, dos grandes y uno chiquito (que desconozco aún el color del fruto), y en los grandes empiezan a nacer las frambuesitas.

frambueso amarillo

Y como había cuatro, sí, cuatro frambuesas amarillas maduritas, pues decidí hacer algo especial con ellas… bombones… cuatro bombones helados ?.

Bombones helados de frambuesa amarilla

Este es un post de una receta de bombones, sin receta explicita. Los siento, tienes que leerlo todo para saber cómo los hice.

Puesto que está haciendo tanto calor, decidí hacerlos helados, para seguir con la temática.
Son bastante fáciles de hacer, aunque puedan parecer un poco laboriosos.

Bombones helados de frambuesa amarilla

Son bombones de chocolate blanco, rellenos de una frambuesa amarilla y helado de yogurt que tengo en el congelador, y que pensé que le puede ir muy bien.

Vamos a necesitar un molde para la forma de los bombones, utilicé uno de silicona de corazoncitos (¿¿??)… y un pincel para distribuir fácilmente el chocolate por las paredes del molde.

Si no tenemos helado de yogurt, (es la anterior receta a esta… 😉 ), se puede sustituir por un helado que te guste y que sea suave para que no tape el sabor de la frambuesita que tenemos dentro.

elaboración bombones helados de frambuesa amarilla

Lo primero es derretir el chocolate blanco al baño maría, y pincelamos las paredes del molde haciendo una pequeña capa, y metemos al frigorífico hasta que enfríe. Repetimos esta operación, hasta que tengamos una capa fina, pero completamente opaca.

Una vez que tenemos la capa exterior bien formada, echamos un poco de helado de yogurt, o uno suave que te guste. Metemos una frambuesa amarilla dentro, apretando el helado, para que quede bien situada en el centro y el helado se reparta bien.
Lo llevamos al congelador y dejamos que endurezca. Una vez que esté bien firme, volvemos a derretir un poco de chocolate y ponemos una capa por encima, para cerrar el bombón. Cuando se enfríe esta capa, que será casi inmediatamente, tendremos nuestros bombones.
Puedes desmoldarlos casi inmediatamente, y consumirlos también. Son bombones helados, acuérdate de mantenerlos en el congelador. 🙂

Interior de los bombones helados de frambuesa amarilla

Buen provecho y feliz día!!

¡Hola! Me llamo Natalia y estas en mi blog de cocina.

Todas las recetas de este blog, están realizadas en una cocina normal con utensilios (mayoritariamente) normales, y con ingredientes comunes.

Si yo puedo hacerlas en mi cocina, tú también puedes

Recetas más populares

Masa de galletas para decorar
Tarta de queso del restaurante La Viña
Flan de café fácil y sin horno
Tarta de vainilla
Flan de claras de huevo
Mantecol argentino
Tarta Pantera Rosa
Buñuelos de Guatemala
Glasa real o royal icing
Tarta de queso y chocolate sin horno