Helado básico de dulce de leche

Helado básico de dulce de leche… ¿Helado con el frío que hace por aquí?.. Ya veis.. un antojo.. ?

Helado básico de dulce de leche

En serio, esto ha sido un antojo. Después de comer, en que no sabes si lo que quieres es un café calentito, o un helado porque se acerca el verano… pues nada, las dos cosas ??

Helado básico de dulce de leche

Este es un helado básico. Sólo tres ingredientes y luego los añadidos que más nos apetezcan. Sirve perfectamente como base para tus sabores preferidos.

Helado básico de dulce de leche

Es muy fácil, haces la base del helado, que es nata y leche condensada. Metes al congelador por 45 minutos. Lo sacas, remueves bien para que se rompan todos los cristales de hielo que se nos han formado, y añades el sabor o los aderezos del helado (puré de frutas, trocitos de galleta, trocitos de chocolate…), mezclas, y otra vez al congelador. A la hora, lo sacas y vuelves a mezclarlo, rompiendo nuevamente los trocitos de hielo. Lo congelas y listo.

Helado básico de dulce de leche

El helado que he realizado yo, es de dulce de leche. Sólo he tenido que añadir dos cucharadas de dulce de leche. Si os gusta mucho, podéis añadir más. Y a la hora de servirlo, he añadido un crocanti de almendras.

La receta.

Helado básico de dulce de leche.

Es un helado con sólo tres ingredientes. Todo un básico para tener en el congelador, y tener como base para otros sabores.

Course Postre

Ingredientes

  • 600 ml de nata para montar.
  • 600 gr de leche condensada.
  • 2-3 cucharadas de dulce de leche.
  • Crocanti de almendras para adornar.

Instrucciones

  1. Empezamos montando la nata, bien montada. Y le añadimos la leche condensada. Mezclamos con movimientos envolventes, intentando no bajar mucho la nata, pero tiene que mezclarse bien.

  2. Poner la mezcla en el recipiente donde vayamos a congelarlo y mantenerlo, y llevarlo al congelador entre 45 minutos y una hora.

  3. Lo sacamos, y con ayuda de un tenedor, lo volvemos a mezclar bien, rompiendo todo lo que se nos haya congelado. 

  4. Añadimos el dulce de leche, y con el tenedor lo repartimos por la mezcla formando betas. Tapamos y congelamos nuevamente.

  5. Y nuevamente a la hora, repetimos el proceso de romper lo que tenemos congelado con ayuda de un tenedor. Tapamos bien, y lo dejamos hasta que vayamos a servirlo.

  6. En el momento de servirlo, añadimos el crocanti por encima.

Notas

  • Para servirlo, lo mejor es sacarlo diez minutos antes del congelador. Hacemos las bolas que queremos, y lo que nos sobre lo volvemos a meter.
  • ¿Te gustaría alguna receta en especial? Dímelo!

Feliz día!!

Deja un comentario

Calificación





*