Mermelada de sandía casera

Mermelada de sandía casera con un toque de limón, y utilizando pectina natural de manzana. Todo natural, todo casero.

Mermelada de sandía casera

La sandía, normalmente es la fruta del verano, fresca y sabrosa para combatir el calor. Es como la asociamos habitualmente, ¿estas de acuerdo?.

Pues, me acaban de regalar una sandía enorme, recién recogida. ¿No te sorprende?, bueno, pero si te digo que está recién recogida en Burgos? En Burgos, que ya tenemos que salir algunos días con cazadoras forradas del frío que hace.

Realmente, en este momento, comer sandía no apetece mucho, así que decidí hacer algo con ella para que no se estropease. Y la mermelada era una opción.

Además, teniendo en cuenta que tengo pectina de manzana casera en el frigorífico, de la semana pasada, era la mejor opción. Digamos que la única en realidad, ya que con el frío que hace, al natural no apetece mucho.

Mermelada de sandía casera

Es la primera vez que hago mermelada de sandía casera, y tenía algunas dudas al respecto.
En primer lugar, la sandía es prácticamente agua, y como bien supuse, la mermelada iba a ser muy líquida de forma natural.
En esta mermelada, el habitual 5% de pectina, se nos puede quedar un poquito corto, si te gusta la mermelada bastante espesa.

Otra cosa que me preocupaba era el sabor. Si tenemos una fruta hirviendo mucho tiempo, pierde su sabor natural, este se va degradando. Esto lo arreglé cortando la sandía en trocitos pequeños, para que tardase menos tiempo en cocerse. Pero aún así, el sabor a sandía quedaba un poco suave y soso para mi gusto, por eso añadí la ralladura de un limón. Aunque tenga zumo de limón la mermelada de sandía casera, este no se le añade para dar sabor (que no lo hace), se le añade para que la pectina actúe  junto al azúcar y se vuelva gelatina.

¿Puedes obviar la ralladura de limón? Si, totalmente. Pero ten presente que el sabor a sandía queda muy suave.

Mermelada de sandía casera

La receta.

Mermelada de sandía casera

Mermelada de sandía casera aromatizada con ralladura de limón. Un dulce perfecto para utilizar esa sandía que nos sobra.

Ingredientes
  

  • 1,5 kg de sandía (sin cáscara y sin semillas).
  • 750 gr de azúcar normal.
  • 75 gr de pectina de manzana casera.
  • Ralladura de un limón.

Elaboración paso a paso
 

  • Lo primero y muy importante, es preparar los botes donde vas a conservar la mermelada. Una vez que los tengas esterilizados y secos, puedes ponerte con la mermelada. 4 botes normales de mermelada son suficientes para esta receta.
  • Parte en trozos pequeños la sandía, que debe estar sin cáscara y sin semillas. Y pesa kilo y medio. Pon en una cazuela a fuego medio.
  • Añade el azúcar y el zumo de limón, y sube el fuego (si es necesario) para que hierva.
  • Remueve de vez en cuando, y controla que se vaya cociendo la sandía. De vez en cuando, pincha con un tenedor uno de los trozos para saber si se va ablandando.
  • Cuando notes que están blandos, baja el fuego al mínimo, y tritura la sandía con la batidora. Pero no la tritures del todo, deja algunos trocitos para que tenga más consistencia.
  • Añade la ralladura de limón. Remueve y deja que cueza cinco minutos.
  • Agrega la pectina, y deja que hierva siete minutos más o menos, pero que no pasen de 10 minutos.
  • Apaga el fuego, y rellena los botes que tienes preparados. Una vez que los cierres (en caliente) ponlos boca abajo para que al enfriarse forme el vacío.

Notas

  • Si te gusta la mermelada muy espesa, debes aumentar un poco la cantidad de pectina, (100 gr más o menos, en vez de 75 gr), ya que al ser casi todo agua la sandía, por si sola no espesa.
  • La ralladura de limón es completamente opcional, pero si que la recomiendo, queda un sabor más pronunciado en la mermelada.
  • ¿Te gustaría ver en el blog alguna receta en especial? Dímelo.

¡Feliz día!

¡Hola! Me llamo Natalia y estas en mi blog de cocina.

Todas las recetas de este blog, están realizadas en una cocina normal con utensilios (mayoritariamente) normales, y con ingredientes comunes.

Si yo puedo hacerlas en mi cocina, tú también puedes

Recetas más populares

Masa de galletas para decorar
Tarta de queso del restaurante La Viña
Flan de café fácil y sin horno
Tarta de vainilla
Mantecol argentino
Tarta Pantera Rosa
Flan de claras de huevo
Buñuelos de Guatemala
Tarta de queso y chocolate sin horno
Glasa real o royal icing