Medialunas rellenas de chocolate

Medialunas rellenas de chocolate, o sin rellenar. Una receta fácil y con ingredientes que seguramente tienes en tu despensa.

Ir a la Receta

Personalmente, lo que más me cuesta de este tipo de recetas, es esperar el tiempo de levado. Una parte esencial en el proceso. Es en ese tiempo dónde la levadura hace su efecto y se desarrolla, haciendo que la masa aumente su tamaño y repose adquiriendo todo el sabor. Además, que la levadura haga su efecto, hace que los dulces sean más livianos, esponjosos y menos pesados para el estómago.

Dependiendo de la temperatura ambiente, la levadura tarta más o menos tiempo en hacer efecto. Actúa más rápido con calor, y va más lenta con el frío.
Como vivo en un sitio que habitualmente hace frío, me habitué a utilizar el horno para levar las masas. Es una forma fácil y garantiza unas buenas condiciones para que suba la masa.

¿Cómo levar la masa en el horno?
Cuando empieces a preparar la masa, enciende el horno a temperatura mínima. La temperatura mínima de mi horno es de 50ºC.
Una vez que tengas la masa ya preparada para dejarla reposar, apaga el horno completamente. Tapa el recipiente donde pongas la masa, para que esta no se reseque, y métela al horno. Deja que suba.
Cómo 50ºC es demasiada temperatura, pero es la mínima de mi horno, lo que hago es que cuando meto la masa, abro la puerta del horno completamente al meter la masa, y así pierde un poco de calor.
De esta forma, el tiempo necesario para que la levadura actúe se reduce considerablemente.

No suelo hacer muchas recetas con este tipo de masa, aunque últimamente estoy haciendo muchos experimentos y le estoy cogiendo el gustillo. Pero aún así, tengo alguna receta que es realmente buena, como la del roscón de reyes. Este año los hice en miniatura, Rosquitos de reyes, increíbles, de verdad, increíbles. Sin dudas la mejor receta que tengo de este tipo. O los plyushki bollos de canela y azúcar, deliciosos.

Pero vayamos a por la receta de hoy, medialunas rellenas de chocolate.

Medialunas rellenas de chocolate.

Es un bollito esponjoso con forma de croisant o medialuna, de ahí su nombre. Esta relleno de chocolate con leche de merienda. Unos bollos perfectos para el desayuno o la merienda.

Course Postre
Servings 10

Ingredientes

  • 1 cucharada de levadura seca de panadero o 25 gr de levadura fresca de panadero.
  • 100 ml de agua templada.
  • 550 gr de harina común.
  • 140 gr de azúcar.
  • 130 gr de mantequilla sin sal.
  • 1 huevo.
  • 1 cucharada de esencia de vainilla.
  • 1 cucharadita de sal.
  • 1 tableta de chocolate con leche de merienda.
  • 1 huevo para pintar la masa.
  • Azúcar glas para espolvorear por encima.

Instrucciones

  1. Lo primero es activar la levadura. Pon la levadura en el agua templada y bate hasta que se disuelva. Añade una cucharada de harina y mezcla bien. Tapa con un paño (sin que toque la mezcla) y deja que repose hasta que se active. La forma para saber que está activada, es que la mezcla se espesa y se forman burbujitas.

  2. Una vez tengamos la levadura activa podemos seguir.

  3. En el bol de la batidora o un bol grande, ponemos el resto de la harina, el azúcar, y la sal. Mezcla un poco para distribuir los ingredientes.

  4. Luego añade la mantequilla derretida, la leche, el huevo y la levadura que se ha activado. Con el gancho en la batidora o con las manos si es de forma manual, mezcla hasta conseguir una masa elástica.

  5. Forma una bola con esta masa y métela en un recipiente que este ligeramente engrasado con un poco de aceite. Tapa con film o un paño seco y deja reposar hasta que doble o triplique el tamaño.

  6. Extiende la masa en una superficie enharinada, con ayuda de un rodillo, dejándola con un grosor de medio centímetro.

  7. Corta la forma de un rectángulo y luego corta los triángulos.

  8. Antes de enrollar la masa sobre si misma para formar las medialunas, pon una onza de chocolate en la parte por donde vas a empezar a enrollar la masa.

  9. Forma las medialunas, y ponlas directamente en la bandeja donde vayas a hornearlas. Esta bandeja tiene que estar provista de papel de horno en el fondo.

  10. Deja que reposen hasta que doblen el tamaño.

  11. Enciende el horno a 180ºC, con calor arriba y abajo, sin ventilador. Mientras pinta con huevo batido y con un pincel de silicona de cocina la superficie de los bollitos, con mucho cuidado.

  12. Hornea durante 15 minutos hasta que esté dorada la superficie. Sácalos del horno y déjalos enfriar sobre una rejilla. Espolvorea por encima un poco de azúcar glas y listos.

Notas

  • Guárdalos aislándolos del aire a temperatura ambiente.
  • Puedes utilizar leche entera, semi o desnatada.
  • El tamaño del huevo puede variar entre mediano y grande.
  • Es necesario que dejes el tiempo de levado, tienes que dar tiempo a qué doble o triplique el tamaño. Si no dejas que la levadura actúe, los bollos saldrán pesados.

¡Feliz día!

Deja un comentario

Calificación





*

Salir de la versión móvil